Claves para una estrategia de branding exitosa

estrategia de branding

Compartir


Publicado por


El consumidor está expuesto todos los días de su vida a un gran número de marcas que bombardean su cabeza a través de impactos en diversos medios.

Sin embargo que un consumidor pueda retener una marca y ésta se posicione en su mente no es tan fácil y justamente ese posicionamiento es lo que permite que muchas marcas sigan adelante.

Si una marca no logra posicionarse en la mente del consumidor entonces puede que su esperanza de vida disminuya.

Para que una marca pueda ser recordada y sobre todo valorada tiene que tener una estrategia de branding detrás.

El branding se refiere a la construcción y a la gerencia de la marca orientada a destacar los atributos y valores de marca que la hacen única por los que llegará a ser valorada, identificada y diferenciada de su competencia.

Por lo tanto el branding es muchas cosas, se trata de que los consumidores identifiquen una marca por la imagen, las percepciones, sensaciones y experiencias en general que el producto o servicio transmite.

El branding comienza desde el momento en el que una marca comienza a construirse.

Se debe de tener claro que valores tiene, cuál es su identidad, el nombre, el logo, la tipografía etc todo esto deberá ser coherente y sólido y tener un significado que pueda transmitir emociones y preservarla con el tiempo.

New Balance

¿Cómo construir el branding?

Primero que nada se tiene que aclarar que el objetivo principal del branding es incrementar el valor de la marca y que ésta pueda estar posicionada de una manera positiva en la mente de los consumidores. Para que después puedan generarse las ventas deseadas.

Definición del objetivo de la marca

Desde el comienzo una marca debe de plantearse objetivos para poder dirigir todos sus esfuerzos de marketing a ellos. Si no tenemos nada planificado, estaremos guiándonos por la suerte.

Mediante un estudio de mercado y de la segmentación del mismo, podremos conocer a quienes nos vamos a dirigir, establecer un perfil del consumidor para conocer sus hábitos, comportamientos, patrones de compra y el modo que tienen de interaccionar con la sociedad.

Nombre, logotipo, color y eslogan

El nombre: Aunque parezca una tarea fácil el proceso de naming es un proceso creativo que también requiere de estrategia. El nombre de una marca va a ayudar al posicionamiento así que es debe de ser un nombre fácil de retener, fácil de pronunciar, y de escribir.

El logotipo: es aquél símbolo formado una imágen o letras. Es también muy importante ya que esos colores o letras representarán a la marca y se quedarán (o no) en la mente del consumidor.

El logotipo debe de cumplir con tres requisitos: debe de ser versátil para adaptarlo a los diversos entornos de la comunicación, debe ser coherente con los valores de la empresa y obviamente debe de ser legible, con buena resolución técnica de los elementos que lo conforman.

El color: A pesar de parecer ser solo un “detalle” los colores que representarán a la marca (color de la tienda u oficina, del logo, de las letras etc) debe ser escogido para la marca con base en la estrategia de posicionamiento, para definir su identidad.

En términos estratégicos, el color de la marca debe sustentar la misión, visión, cultura y valores de la empresa.  Y debe de ir de la mano con la psicología de los colores.

El eslogan: Esta frase se ocupa de complementar la imagen de la marca, éste debe ser pegadizo y fácilmente recordable que permita reforzar la tarea del logo de conseguir quedarse en la mente del consumidor. Muchas veces recordamos alguna marca únicamente por su slogan que fue muy pegadizo.

Todo lo mencionado anteriormente son pasos claves para diferenciar a la marca y resaltar de toda la competencia.

Comunicación de la marca

Una vez que ya tenga las piezas clave como la identidad de la marca, el logo, los colores etc es hora de crear una conexión con las personas y para ello se requiere una estrategia de comunicación dentro de la estrategia de branding.

El modo en el que la marca se comunica con el público, tanto de manera online como offline debe ser cuidadosamente planeado para evitar generar efectos indeseados sobre la reputación de la marca.

Estrategia de branding en el entorno digital

Actualmente la presencia de una marca en el medio digital es prácticamente obligatorio para casi todas las empresas y para ser una marca formal debe de cumplir con los siguientes puntos:

Página web de la empresa: Sin importar el producto o servicio que se oferte, hoy en día el contar con una página web es esencial para las empresas, dado que ella pueden incluir contenido estratégico y hacer branding corporativo.

 

Interacción de la marca en redes sociales: Se tiene que tener en cuenta que las acciones en las redes sociales no se hacen específicamente para vender sino para captar el interés de los consumidores y atraerles poco a poco.

Otros canales de brading que se han fortalecido con el tiempo son: linkedin para hacer branding en un entorno profesional, Youtube, si la empresa desea brindar información audiovisual sobre productos y servicios, en Twitter para atención al cliente mediante copys inteligentes y mantener una reputación activa de acuerdo a las tendencias.

En Facebook para empresas también es muy útil gracias a sus métodos de publicidad y generar visibilidad e interacción con los usuarios.

Publicidad en redes sociales: Una vez que tengamos un perfil con fotos, colores, y publicaciones que identifiquen a la marca podemos utilizar esta plataforma también para publicitarnos y pagar anuncios segmentados de una manera correcta para llegar a muchas más personas.

Trabajar con influencers: Hoy en día, cuando un consumidor se siente atraído por un producto o servicio, no dudará en preguntarle a sus conocidos para guiarse en su compra, se basan en las recomendaciones de la gente en la cual confían. Los influencers fungen como ese amigo confiable que aconseja a sus seguidores que comprar y que no.

Es bueno para una marca darse a conocer gracias a ellos. Sin embargo se debe de elegir cuidadosamente a las personas que representarán a la marca según sus valores.

Todo lo mencionado anteriormente son claves para tener una estrategia de branding exitosa, sin embargo es solo la teoría básica y en la práctica se deberán de tomar en cuenta muchos más detalles dependiendo de las necesidades de cada empresa, sabiendo esto, ¿entiendes cómo ayuda el branding a tu marca?

¿Tienes un proyecto de branding? ¡Te ayudamos!

 

¡Nos encanta leerte! Deja tu comentario y cuéntanos, ¿Qué te parece?

contacto@grupoendor.com


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *